miércoles, 30 de julio de 2008

Diario de un currante. Parte I

No se como no se me paso antes por la cabeza, cuando descubri la existencia de la ironia existencial (a eso de los catorce años) que yo, un criajo alto y flacucho, amante de las artes, huidizo de los numeros y el deporte, ´trabajaria alguna vez de Auxiliar Administrativo en un Club deportivo.

Y aqui estoy, mi tarea es cobrar a la par que informar sobre las actividades del club (tarea que figura en el contrato). Pero la mayoria del tiempo me ocupo de comerme el marron de otros (eso no figuraba, o eso creo). Y es que mi trabajo es el coño de la Bernarda. Todos los señores pijos tienen razón y se ocupan muy amablemente de reenseñarte tu trabajo dia a dia para que les convenga a ellos. Tanto profesor puede lograr que uno siga uno de estos dos caminos:

- Que aunes conocimientos y consigas un equilibrio perfecto entre profesionalidad y agrado del cliente

- Que pases como la mierda de todo el mundo, escurras el bulto a tus superiores con la premisa de "No tengo potestad para tomar esa decision" (la palabra potestad calla mas de una boca al hacerles pensar durante unos segundos en lo que significa) y en general, volverte vago y amargado.

Yo pretendia seguir la primera (lo juro) pero la segunda es terriblemente más facil.

7 comentarios:

belalugosisdead dijo...

Creo que hablo muy poco sobre mi trabajo y eso que hay bastante chica que contar sobre el.
Acepto propuestas para el siguiente capitulo. Tengo varios temas: Viejas nadadoras, chulos de gimnasio, Cantera de futbolistas de quince años, compañeros de trabajo, escuela de tenis y paddle

Todo es acojonantemente cercano a la realidad.

spence dijo...

creu q este primero ha sido un desahogo total.
oye y si vas haciendo capítulos? jiji
entremezclados con otros textos pero pim pam...

"Diario de un currante parte XVII"

por cierto, me acabo d pegar una sobada de 10 horas inhumana. juju

Nai dijo...

Ay pobre... estos new rich que se sienten como si tuviesen el poder.

Las fotos de vez en cuando entran en mi trabajo pero no suelen, estas son para "ilustrar" un proyecto. Y los retoques... la azul la hice ayer pero la naranja la he hecho hoy en dos minutos es un duotono, no me pidas más a esas horas xD

Beso!

Pepe Muñoz dijo...

la verdad es que la segunda opción, además de ser más fácil, mola mucho más xD

Mi propuesta para el siguiente capítulo es "chulos de gimnasio". Me gustaría ver cómo te desahogas ahí :P (más que nada porque creo que muchos de nosotros pensaremos lo mismo que tú).

Salu2.

Isra dijo...

jajaja me alegro q incluyas tus experiencias laborales aqui... está completo completo!
un abrazo!

Isra.

Tin dijo...

Jaja, brillante. El trabajo de cara al público es jodido. Ánimo

Por cierto, me medio convenciste con lo de Kevin Carter pero solo medio. Creo que en cualquier trabajo hay que ser antes humano que profesional. El problema es que la sociedad nos convierte en animales sin escrúpulos: tiburones de oficina, buitres de la guerra etc.
El caso de Carter era dificil sí, pero yo mantengo mi opinión al respecto.

Un saludo Western!

isabel dijo...

jajajajajajaa! ya te digo
yo tengo una tercera: busca algo que te mole más...yo casi me vuelvo una amargada antes de q mis jefes fachas ijosdeputa medieran una patada en el culo y ahora estoy en el paro pobre como una patata pero feliz de no tener q volver a ese curro y moviendo el culo pa encontrar algo q me vaya más
no te amargues q no se lo merecen
revolución!
un beso